Top Chef 7: “Dos raseras y un destino”.


¡Qué poquito va quedando! Como ya intuyéramos la semana pasada, ésta, no habría prueba de inmunidad alguna. Los dos equipos que se formaban por los seis #ConcurChefs que resistían entre fogones debían coger la “guagua” y viajar hasta Guadalajara, a Cabanillas delCampo, a marcarse una “Caldereta de ternera” para cien lugareños. Pero antes, debían formarse los equipos y, para ello, el Programa escogió su fórmula cuchillera pero con sorpresa, por no decir sorpresón que, a la postre, fue el “efecto mariposa” que desencadenó los acontecimientos en el “Duelo en Cabanilla´s Corral” final.
Empezaban a sacar los afilados espadines y, Miguel y Antonio, los dos amiguetes, los Sundance Kid y Butch Cassidy de ayer, eran los tenientes de sus cuadrillas. Begoña y Bárbara junto a “Plastic Fairlane” y al bando de Miguel, Canales y Javier. ¡Pero no! Aquí llegaba Alberto Chicote con la “rebaja” y les metió un giro de 180º para cambiar de bando a los pistoleros. Las caras eran un poema. Los bandos parecían estar muy desequilibrados. Es lo que tiene subestimar a la gente. “Hay veces que te toca con quien te toca”, cerraba el asunto Chicote, mientras que Bárbara decía de Arrabal que “es muy peligroso”. Las rencillas duras como barrotes de cárcel o ternera sin cocer.
Antonio daba la clave de este cambio: “para cocinar es el mejor grupo, pero para una posible eliminatoria, el peor”.
Animated gif of Audrey Hepburn and Burt Lancaster in The Unforgiven
“Has visto cuánto lugareño hambriento de ternera?”
Top Chef se va a la calle” decía el de Carabanchel. Los #Concurchefs tendrían que cocinar una caldereta de ternera para 100 personas. El equipo que cocinara la peor valorada por los peñistas se enfrentaría a la eliminación en la Última Oportunidad. Las principales dudas, como bien señalaba “Mascletá”, eran que Miguel y Bárbara, en el mismo equipo, no se liaran a cacerolazos. Poco faltó, la verdad. Decir que, ayer, Bárbara, cumplió con su papel a la perfección. Al menos, es la impresión que a mi me dio. En las “furgos” de camino al pueblo, Miguel ya dejaba signos de que sería el “Marshall” y no dejaría que ninguna de sus secuaces espetara lo más mínimo a su receta.
Soy el puto amo de los estofados. Los vamos a fundir. Es un plato que cocino en mi restaurante”. La seguridad del “sheriff Cobo” parecía no dejar nada al azar. Si nos quedaba alguna duda del rollete que hay entre Arrabal y él, ayer, se difuminó como “mantequilla en demasiado pan”, que diría Bilbo.
Allá que llegaron al lugar, mientras que Ángel y Susi hacían ambiente con los peñistas y les tanteaban sobre qué sería lo fundamental en el duelo a cara de ternera de anoche. “No nos casamos con nadie”, dijo uno. La dureza de la carne iba a ser FUNDAMENTAL, o al menos, eso parecía. Siempre parece.
The Good, The Bad, And The Ugly
“Jarrete, cabroncete, cognac … y esta cajera de qué coño va?”
Desembarcaban los supervivientes en Makro al más puro estilo Ben Hur. Carrito de aeropuerto en mano iban por los pasillos del súper sin reparar en que las ruedas no llevaban cuchillas. Empujones, risas y buen humor “de mandil para fuera”. A Miguel lo destaparon como el “copión” de la clase. El equipo GRIS se empeñaba en esconder sus ingredientes mientras que “Abarco y Remato” miraba y miraba. “Ha sido como un talibán”, decía Canales. El programa prometía y el que suscribe, personalmente, se rió mucho. ¡Pero mucho! 400 eurazos tenían los dos equipos para realizar su compra. Antonio Arrabal apuró con 399,89 € y “Mike” con 398,36 € no sin antes, regatear como en cualquier zoco, y hasta coquetear con la cajera ofreciéndole “dos cigarritos”!!! ja,ja,ja … La pelea “Jarrete-Cabroncete” había empezado y Canales daba la señal de comienzo con su “Clink!!”
Dentro el juego psicológico. Arrabal, Javier y Canales empezaban a subir los niveles de alteración de Miguel poniendo en duda si había escogido la cantidad de carne correcta para tanta gente. A pesar de que, en algún momento, parecía que habían conseguido su objetivo, se mostró firme “Si les damos dos platos de 300gr los vamos a reventar”. Cuando bajaron de los “caballitos a motor”, hubo varias imágenes que me parecieron grandiosas: la imagen de “Mascletá” desatada pegando botes con las charangas me hizo reir pero bien! Pero es que, las caras de “los Antonios” y Javier, escuchando, o mejor, oyendo lo que salía de la garganta del señor era de foto. ¿Qué cantaba ese hombre? Yo, al menos, no entendí NADA. Eso sí, reirme, ya os digo, mucho.
Empezaba el “Duelo al Sol”. “2 calderetas y un destino”, la prueba de eliminación. ¿Qué pistolero dirigiría mejor a sus secuaces? “No queremos una caldereta cuartelera”, había dejado claro Chicote. 120 minutos que marcarían el devenir del rancho de los equipos. Anoche, y en la calle, fue el momento más “relajadito” para los #ConcurChefs. Risas, compadreo, pique sano (y a veces no tanto). La cuadrilla de ternera gris seguía con su intento de desestabilizar a Miguel: que “si ya se huele a vino”, “hierve ya o no”. Pero Miguel seguía en su línea de seguridad “muy mal se nos tiene que dar para que nos fundan”. Begoña apoyaba 100% a su “MosquePistolero”: “no hay color, ellos han escogido combite de boda y la nuestra está mucho más currada” (qué razón!). “NitroTony” versus “Perolero”. ¿Quién desenfundaría mejor su rasera?
“Caldereta? Y mis cojones se comen la ternera”
Entre disparo aliñado y ráfaga maridada, Chicote se pasaba por las cocinas improvisadas de ambos equipos a tantear la caldereta y poniendo algo nerviosas las extremidades de los vaqueros: “Setas confitadas?”. Pregunta que ya hacía temblar canillas. Al equipo Gris les decía que “si eso, echad más vino” jajajaja Mientras que Canales, en uno de sus arranques de tío llano, decía con un tono colegueo: “baaaah, siempre se echa a saco alcohol en las fiestas, hombre” jajajaja. ¿Conseguirían llevar sus terneras a buen pasto? Susi y Ángel seguían tanteando las intenciones de los colonos del lugar: “Hay que mantener la tradición y más en cosas como ésta”, decía uno. ¿Tradición? ¿Dureza de la carne? ¿Sabor? ¡Ni yo sabía ya qué quería de esas calderetas! Ja,ja,ja …
Momentazo “Chicote el que no bote” con el Chef animando al “jardín de lobos” que esperaban el rancho tras una espera al solazo manchego. La cuenta atrás llegaba a su fin, y las dudas eran más que evidentes. Arrabal en “petit comité” reconocía que la caldereta de su amigo estaba buenísima: “Ostias qué bueno”, fueron sus palabras. El pueblo llano no lo tenía tan claro. No se ponían de acuerdo en qué caldereta era digna de esta caravana de comensales. Llegaba la hora del veredicto y Chicote decía que “había una caldereta que les gustaría que volviese al pueblo y otra que no”. Susi iba en la misma línea y decía que “hay una que no se la comerán más”. El programa de ayer se enfocó a intentar convencernos de que sería el equipo Naranja quién se enfrentara a la última prueba. Pero no! Una vez más, “sorpresa” y eran ellos quienes accedían sin pasar por la oficina de abastecimiento a #TopChef8. ¡¡Enhorabuena!!
Las caras del equipo GRIS se convirtieron en PURO NERVIO. El cuchillo jamonero volaba sobre sus cabecitas 120 minutos después de estar convencidos que arrasaría su “caldereta tradicional”. La segunda vez que “Plastic Fairlane” capitanea un equipo y la segunda que es derrotado. Todo un palo para este “maño competitivo”. Una última prueba que se percibía como la más dura hasta la fecha. Y allí que hizo su aparición Rodrigo de la Calle(@rdelacalle). Maestro Vegetal. Una semana más me costó cerrar del todo mi boquita de piñón (nunca mejor dicho por lo que vimos después) ante la “Sopa de Lechuga” que se marcó. “Un mago de las verduras” lo calificó Chicote. Otra gran verdad. Su gastrobotánica nos dejó “con las acelgas colgando”. La cara de los #ConcurChefs al ver su ingrediente principal fue todo una oda al “pero qué cojones me estás contando?”
1.- Antonio Arrabal se decidió a preparar un “Gazpacho Sopa de lechuga”. Los momentazos con Rodrigo dándole consejos que, el maño, se tomó a risas (imagino que por puro nervio, como ayer se disculpaba en Twitter, le honra) el tema de “hablarle a los vegetales”. “Es la primera vez que me dicen que no maltrate una lechuga”, jajajaja. Esa escena susurrándole fue … jajajaja … Volviendo al tema lechuguino, Chicote dejaba caer “ Antonio es el que más matices utiliza”, mientras que Rodrigo lo tenía claro “parece que es el único que se la está jugando”. Gran competidor es, desde luego. Soluciones, también. Muchas.
“Caldereta dices que es esto?”
El veredicto del Jurado, a priori bueno, terminó por descuadrarle con frases como “es un plato complejo y cambiante”, de Chicote. Vamos, que una cucharada sabía a lechuga y la otra a flores. “Me produce insegurida e incertidumbre” o “no sabes si te va a gustar o no” fueron las últimas #fraSentencias que tuvo que escuchar el “afincado burgalés”.
Finalmente, se queda una semana más tras Susi calificar su plato como “muy bonito, con sensaciones, texturas y aromas”. El “Hombre que susurraba a las lechugas” se quedaba una semana más.
2.- Javier “Quiet Man” a punto estuvo de perder michelines. Lo vimos algo nervioso y descentrado. Era su “primera vez” y se arriesgaba con un “Canelón de lechuga rellenito de tartar de tomate”. El emplatado, una vez más, genial. Pero, la elección del piñón (algo con un sabor “heavy”) le dejó a los pies de los caballos. Recibía buenos varapalos como crítica: “De verdad sabe a esto la lechuga? Eso, no lo he encontrado. Me esperaba algo más de ti”, le decía Ángel León. “Es un plato plano, plano. El piñón se ha comido a la lechuga”, finiquitaba Susi.
A pesar de ello, y por su espectacular elaboración, siguen los Mosqueteros juntos.
3.- A Antonio Canales fue al que, si cabe, más tenso y perdido se le vió. Sin saber muy bien como enfocar su plato, ni siquiera lavó la lechuga, algo que se encargaron Chicote y De la Calle de recordarle. Su cara, todo un poema. Error de aficionado. Que si licuo o no, terminó haciéndolo. Sus “Tubos de lechuga” dejaron al jurado indiferente y a Chicote, especialmente, jodido: “si quería recrear una ensalada verde, lo has conseguido” o “este plato no te retrata”. “Has puesto mucha lechuga y poco corazón”. “Esperaba algo más que una ensalada”, decía Susi. Empezaba a estar claro … “pues me he dedicado a que estuviera un poco más moderna y ya está”, finalizaba Canales. Jajajaja Cuando le salen estos puntitos llanos …
robert redford (51) Animated Gif on Giphy
“Te dije que las lechugas las carga el diablo!!!”
Así pues, ya teníamos otro “eliminado sorpresa” (ya no tanto, quedando únicamente 5 #ConcurChefs). Se despidió como un señor y con Bruce Springsteen de fondo (momentazo!).
Javier y Antonio reconocieron haber pasado la prueba más dura y el talento del Chef que dejaba el rancho. Recogía sus cuchillos y se marchaba Antonio “Be Oil My Friend” Canales. ¡¡¡Muchísima suerte, esperando te recuperes de ese puto accidente de moto!!
Vamos con los HighLigths que ayer hubo, pero bien, “allá en el Rancho grande”:
  el primero, para mi, fue el anuncio de FAIRY con Miguel y Eli. Lo siento chicos, pero me reí …
   “pues igual sí que me tiembla la pierna derecha un poco”, jajajajjaa, Miguel tras la composición de las cuadrillas,
   “No queremos una caldereta cuartelera”, más ilustrador, imposible, Chicote.
   “Te quiero calladita”, Miguel a Bárbara. Perdí la cuenta de las veces que se lo dijo.
“Miguel ha sido como un talibán” o “Es más perro que Niebla”, jajajaja fueron los calificativos al copión del fuerte.
  Pero luego, vimos como “Plastic Fairlane” cogía una botellita de cognac al verlo en su compy.
  Se echará de menos el “Clink” de Canales.
  Momento Makro-Zoco-Alcazaba de Miguel con la cajera, también me hizo reir de lo lindo.
  “Mira, respeto la cocina molecular de éstos, pero mi caldereta …” jajajajaja Miguel, estuvo repleto anoche!
   Javier y su saber estar: “aquí somos todos grandes chefs, pero cuando hay un jefe…”. DISCIPLINA.
    “Esto es una caldereta yépa! Tira! pá lante!”, qué mejor descripción de Chicote.
  “Le hemos puesto los hongos que me han salido del culo”, jajajajajjaa, “Mascletá” en todo su esplendor!
     “Esta ternera está más dura que Check Norris”, Chicote.
     “Esto es un guiso Thai, tú!!”, jajajajaja Arrabal sobre el plato de su amigo.
     “La fe no cocina, mueve montañas, pero no cocina”, Chicote.
     Momento “Chicote el que no bote” exaltando a la masa lugareña!
     Nuevo término conocido: #chicoteduda
     “El calor acaba con el color”, Rodrigo de la Calle.
    “Javier está muy tranquilo, pero está en una final”, señalaba Begoña. Momento crítico.
– El reencuentro “mosqueteril” fue también de “tocar patata”.
  Despedida de Canales y reconocimiento de sus rivales, qué mejor momentazo para cerrar la gilicrónica de hoy.
Sinopsis final: otro programazo en el que disfruté como un enano. Creo que, anoche, ha sido cuando más me he reido, pero CON TODOS! Sin excepción. Jurado y #concurChefs dejaron “perlas” que me hicieron mover la mandíbula y no el bigote. Aprendiendo como siempre, yo, al menos, me voy más “contentico” a la cama. Si encima, aprendo riendo, pues ya, ni te cuento. Más relajado de lo que me esperaba el programa, los cocineros supieron guardar sus formas (entre ellos) y el humor (aunque cínico por momentos) predominó en el “Duelo al Sol” de calderetas. Finalmente, “2 calderetas y un destino” nos deparó un final de película: la despedida de otro grande. Lo dicho, ¡¡Buena suerte y recuperación ya!!
Gary Cooper Mr. Deeds Goes To Town - (1936)
“Yo la encuentro blandita, Sheriff”
Pd.- La “promo” de la semana que viene, con la aparición de las madres de los #ConcurChefs, ha dejado la temática clara para la gilicrónica de la semana que viene: “Tira a Mamá del Chef”.
Pd2.- ¿Error en promo o incitación a confusión? Pudimos ver como Susi decía “es un crack” tras la #fraSentencia de Chicote. ¿Es un hombre? ¿Crack? No lo vamos a pensar de momento, pero me despido con la frase de “Me tienes hasta el pirri” que pudimos escuchar.
¡¡Mañana, ránking michelinero!! Hay un tal “Abarco y Remato” que se afianza, visto su “Caldereta Thai” 😉
anne_ramsey_oscar
“Me tenéis hasta el pirriiiiiiiii!!!!!!!”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *