Pesadilla en la Cocina: #ChicoteQueFueDe

Y un martes más, #gilicrónica al canto. Esta vez, “remember version” para ver cómo Alberto Chicote rehacía sus pasos para ver “qué fue de” aquellos restaurantes por los que había pasado desde el inicio de @pesadillacocina.

back to the future animated gif on Giphy

¡Chef To The Future!
(giphy.com)

Y qué mejor modo que, como bien dijo él, “donde empezó todo”.La Tana”, en Pinto. Una “hamburguesería” regentada por un aprendiz (entonces) de James Dean de barrio, y su chica, una rockera hasta “los pelos” de su compañero. La cocinera, Claudia, decidió abandonar el barco (por no decir que la tiraron por la quilla). : “era potente para trabajar“. ¡Y tanto! Unas imágenes nos recordaban la actitud entonces de Alfredo: “no me ha puesto el pie en el cuello NADIE!“. Veíamos al Maestro con un “look rugby” rapadito muy acorde a la charla que tuvo con el díscolo dueño. Metidos en harina, enseguida salíamos de dudas. La moto seguía allí y Fátima, también. Solo que decidió no aceptar la petición de mano que le hizo su chico al final de aquel programa. Ella, en su sitio.

“Como esté la cocina sucia …”
(gifsoup.com)

Una grata sorpresa el ver que Alfredo entonaba desde el principio el “mea culpa”: “el problema era yo“. Decía haber cambiado (desde luego, así lo parecía) y haber dejado las “malas compañías” porque “ser salvaje está bien para las películas“. Muy bien, eso, se llama madurar. Tras un intercambio de arrumacos entre la “doble A“, Alberto le soltaba la bomba: “a mi, lo que me pide el cuerpo es …” … momento inspección! “Ya ha venido éste a tocarme los cojones”, decía el motero. ¿Y qué mejor modo de introducir al Maestro en la cocina que con “The Imperial March” de fondo? Nuevamente pudimos comprobar cómo hay gente que sabe aprender de sus errores y, sobre todo, ser agradecido cuando se debe. Se notó desde el principio con el abrazo que se cascaron mutuamente. Fátima estaba cambiada no, lo siguiente. De aquel look tipo “Familia Adams Hipster” a una media melena negra. La cocina bien limpita y organizada daba paso al momento “cata”.

“mmmmm …. cocción … mmmm”
(www.ign.com)

Alberto se decidía a probar esas hamburguesas que, de aspecto, apetecían y mucho. El momento “gran Kahuna” en la boca del Chef acababa con un “muy buena, con su puntito de cocción“. Pero fallaba un detalle: “¿y el anillo de calavera?”. Lo dicho, Fátima, pasando de altares y “papelorios”. Tras una charla de muy buen rollo y donde, insisto, se comprobaba el agradecimiento y la felicidad de ambos propietarios, el de Carabanchel sorprendía a Alfredo con un balón de rugby firmado. Aquel fue el primer gran momento “patata” de Alberto en el programa. Y claro, de nuevo unas buenas risas: “esto, lo cuelgo yo  en internet para sacarme una pasta, que hay mucho friki por ahí“. ¡Qué pibe!

La visita (muy satisfactoria) terminaba con “la pegatina“. Un distintivo del programa que implica el reconocimiento a un trabajo bien hecho. Como veremos, no todos podían decir lo mismo. Una nueva muestra de AGRADECIMIENTO de los dos hacia el Maestro daba por cerrada esta excursión al futuro. El viaje continuaba con … “mi favorito”:

“La Zapatería”, Madrid. Como bien pensé y como así recordó Chicote “una de las cocinas más cerdas con las que me encontré“. Aquel análisis bacteriológico de la comida servida es de lo más vergonzoso que se recuerda en el programa. “Flash Back” de momentos para recordar la bipolaridad extrema del amigo Celso y su habilidad para creerse SUS mentiras. También veíamos al inigualable “Ugly Boy” Héctor, o “Pepito Abracitos” como entonces lo calificó el Chef. El escaparate, nada que ver con la putrefacción que nos encontramos en el programa aquel día. Héctor pasaba al Maestro al garito y encontrábamos a “Celsius Psicopatus Maximus“. ¡Menuda diferencia de recibimiento con el anterior! A estrechar la mano, una sonrisa de capullo (sí, así lo digo) y un “Chicote, que eres el puto amo” era lo que contemplábamos. De primeras, se vió que, al menos la organización y la limpieza, había evolucionado. Pero llegaba la “noticia”. Ahora, querían llamarla “La Nueva Zapatería de La Mancha“. Tras el programa hubo un incauto que decidió convertirse en socio capitalista del negocio y aprovechar el tirón. Para ello, el amigo “Bipo“, no había dudado en echar a la puta calle a su amigo Julio. Alguien que había cuidado de él y que, seguramente, sin su apoyo, este tío estaría en cualquier clínica parecida a “Alguien voló sobre el nido de Celso“. En general, las enseñanzas de Chicote habían acabado donde todos imaginábamos al finalizar aquella emisión.

back to the future animated gif on Giphy

“Esta paella te la comes tú, puto Loco!”
(giphy.com)

La cara de este personaje al escuchar que Chicote probaría la cocina fue todo un poema. Pues eso, de LOCO. Eso sí, antes, se encargó de MENTIR VILMENTE (one more time) diciendo “que no había visto el programa”: ejem, que me aclaro la garganta para decirlo claro: MENTIRA! Os lo aseguro. Sigamos. El chef cató unos calamares que “no estaban mal“, pero no se cortó ni un pelo en decirle a la jeta a semejante enfermo: “la paella está pasada de cojones, hecha una plasta … eh, pero tú no te la comas por cumplir“, ¡Zás! A Celso empezaba a subirle la temperatura corporal: “De todo lo que te enseñé, qué fue lo que más te sirvió?“, le preguntaba Alberto. Estaba acorralado, y al escuchar “yo he venido a ayudarte, tú a mi, no“. Saltaba por los aires como todos esperábamos: “Chicote, tú es que tienes un carácter inaguantable y lo sabes“, y se levantaba golpeando la mesa y dejando a la que fue su tabla de salvación flipando en el banquito de madera. Héctor venía a chupar un ratito cámara y a disculparse en nombre de su jefe. “Que sí, que ha cambiado, que está más tranquilo“, para, inmediatamente, intentar maquillar la calidad de la comida “Al menos, está mejor que la primera vez que viniste“. Consuelos desesperados. El Maestro había tenido bastante en esta incursión en el tiempo, y se marchaba de allí muy, pero que muy jodido al ver la actitud de PUTO DESAGRADECIDO de este psicópata de barra. ¿La pegatina? No chatungo, no.

“Costó, pero lo logré …”
(terrybutler.co.uk)

A Barcelona que nos vamos. Nos esperaba el “Nou Set”. Aquellas dos hermanas peleonas y antagónicas a las que todos queríamos darles una oportunidad y esperábamos hubiesen solucionado sus “movidas”. Y desde luego, así fue. Me alegro muchísimo. “La pija” Mª Ángeles recibía con una sonrisa y un buen achuchón a Chicote (así, sí!) y acto seguido, Damaris “la choni de la Tormenta”, hacía exactamente lo mismo y nos confirmaba que estas chicas, habían sabido aprovechar la oportunidad que les brindó el programa: tanto para salvar el restaurante, como su familia. Aquella charla (que yo recuerdo con mucho rollete) fue un momentazo. Se las veía unidas, alegres, cariñosas y disfrutando de la vida. Ambas hermanas se profesan ahora admiración y cariño. Y hasta el suavizante del marido parecía haber mejorado. Eso sí, allí estaba el azote sentimental de Chicote en el programa: Gloria, que seguía esperando su momento “Cocinero y Caballero” con el de Carabanchel.  Se había especializado en la fideua y se la daba a probar. ¡Menuda diferencia de color con la de antaño! Ésta sí. La inspección de la cocina terminaba con un notable alto, sobre todo al comprobar que la cuchilla de cortar estaba limpita y no repleta de grasa repugnante como antes. Un momentazo musical para despedir a estos dos hermanas cuando aparecía su niño: LOST. Aquí, me tocaron la “patata”. Chicote colocaba el distintivo de los INTELIGENTES y se llevaba de regalito un tupper de Gloria, eso sí, “con la fecha de caducidad puesta“. La cara del Chef, fiel reflejo de la satisfacción de alguien que comprueba haber sido de utilidad.

“Viiiiiino, no es cosa de riiiisA!”
(cine.deviantart.com)

Y ya nos abrochábamos el cinturón porque llegaba el que todos imaginábamos que sería el más jodido de roer. “El Yugo de Castilla” de su ex amigo Cristóbal. De todas las imágenes de “su capítulo”, me quedo (no con la comida del “Prestige”) como fiel reflejo de este personaje lo que pronunció al ver la reforma de su restaurante: “esto es una puta mierda pinchada en un palo,  vete a tomar por culo“. ¿Alguno daba un duro por este personaje? Alberto ya estaba avisado de que había seguido su espiral de autodestrucción, pero lo que allí se encontró, era aún peor. Las puertas cerradas a cal y canto, y un propietario con pinta de, o no haberse acostado y haberse duchado 5 minutos antes, o incluso de haber hecho esperar a todo el equipo del programa en la puerta. “Si vienen y me caen bien, les doy de comer“. La banda sonora de “Drácula” de Coppola acompañaba al Maestro en su tour por el lugar. Un lugar que evidenciaba haber sido abandonado y del que, tras la reforma del programa, no quedaba casi nada. Todo lo había guardado “arriba, en otro sitio“, vamos, que o al trastero, o al mercadillo. ¡Eso sí! Balbuceo tras balbuceo al más puro estilo “Ozores”, era casi imposible saber lo que salía de su laringe: “Me dejastéis todo descojonao“.

“Ha dicho currar?”
(dharmashaft.tumblr.com)

Ahora, su “grandiosa” idea era aprovechar su bodega (que no había una más bonita, decía) en una especie de “Museo del vino”: “el que venga y se quede a tomarse un vino y un queso por 3 €, pues bien, y el que no, pues que tire“. “Yo no quiero currar”. Resumen perfecto de lo que circula por el cráneo de este antaño cocinero. Alberto, ya no por el programa, se veía en la obligación de echarle la charla y demostrarle su descontento y desilusión: “lo que me encuentro es mucho peor y encima, te sientes orgulloso de ello, ME VOY“. Los lagrimales humedecidos contemplando a alguien que un día FUE y que ahora, NI PARECE. Momento de tensión: Cristóbal “le toca la jeta”. Alberto no puede más y se marcha entre sonidos extraños de su interlocutor. Menudo trago.

borracha PEC 5 2

“Happy to Be … borracha!”

¡Pero no podíamos terminar con este mal sabor de boca! Nos esperaba Cristina, la reina del mezcal. “El último Agave”, Barcelona. Un lugar donde encontramos los primeros restos de fauna casera en un lavavajillas. Uno de los grandes momentos “puercos” del reality. Al grito de “cuquiiiiii” recibía esta pija borrachuza al Maestro. La primera sorpresa es que Roberto, el otro socio, había salido por patas de allí. Según Sergio porque no estaba conforme a la “nueva política” (vamos, que no quería aguantar más a la figurilla) y según “Happy to BE”, “la rata se fue a tomar por culo“. Más claro, imposible. El aliento de la amiga tuvo que provocarle más canas a Chicote. Por momentos me cansaba y cargaba igual o más que en su primera aparición en la caja tonta. Cantando, gritando y sin callarse “ni un solo minutito”.

Mientras tanto, Sergio se mostraba también AGRADECIDO con Alberto porque, tras su paso, las ventas subieron un 40-50% desde el primer día: “fue todo un boom mediático“. Me alegro por él. Lo que no entiendo es cómo puede seguir aguantando a semejante personaje: “Yo con los tequilas, o me tomo 2 como los “petit suis” o ya paso a 8 como los Donettes“. ¡Perla de sabiduría! Me encantó el que elaborarn sus propios nachos allí. Pintaza tenían y por lo que dijo el Maestro, ricos también. Una charla amena y divertida que acabó con la cabeza de la beoda estampada en un marco de madera, nos llevaba al momento pegatina. Ellos también se la habían ganado. A Cristina le hizo casi más ilusión que una bañera de su licor preferido. “Esto va como un tiro“, fue la #fraSentencia de Chicote.

“Puuufff, estos dos, poca solución tener”
(gifsoup.com)

El programa (tal vez) más esperado de todos finalizaba con un muy buen sabor de boca y con la incógnita (por no decir convicción) que el programa nos planteaba: “Celso y Cristóbal, parecen tener un futuro incierto“. ¿Qué decis? Personalmente no me sorprendió el saber que estos dos estarían PEOR, al menos, de cráneo. Dos personas absolutamente desagradecidas y poseídas por una soberbia ciega y estúpida que no les deja ver más allá de su “realidad paralela” uno, y de su botella, otro. Una pena.

Vamos con los Highlights:

– “Ahora el rollo de la Tana me mola más, antes era mucho rollo autor ..” jajajaja ¿Autor?

– “Ahora le das al coco para mejorar y no para ver cómo salir de aquí“, Chicote a Alfredo. ¡Grande!

– “No es una estrella Michelín, pero gracias“, qué pibe! Alfredo al recibir el regalo de Alberto.

– “Celso está más cambiado, se ha pasado al Chicotismo“, Héctor. Sí, sí, cambiadísimo.

– Gloria del Nou Set es otra de mis debilidades. Recordar aquel momento en que le tiraba los tejos al Chef y le pedía ir a cocinar a su casa, no tuvo precio: “Sí, me das miedo, sí” jajajaja. Para que no se fuera sin un recuerdo suyo, la etiqueta en el tupper, también me pareció grandioso!

– A Cristóbal prefiero no mentarlo más, la verdad. Solo me quedo con esto a modo de resumen: “aquí comemos mis amigos y yo“. Con dos cojones.

– Y estaba claro que la mayor parte de esta sección la ocuparía la amiga Cristina. Algún día @mikeliturriaga debería contar cómo se lo pasó con ella cuando fueron a la cata oficial. Jajajajjaa, menuda figura. Algunas de sus perlas: “Happy to be” (debería ser el tatuaje de los marines). “Estoy para divertirme“. “Me fui pero volví porque aquí está el mejor alcohol de México“. “Estás más gordo” … la cara del Maestro … jajajaja Para despedirse de él con un “tiene mala leche, algo histérico de la vida, pero es muy mono“. Personaje donde los haya que no me quedó muy claro cuál era realmente su función en el restaurante a parte de calzarse las botellas y dar “el cante”. Oyes, tal vez haya clientes que vayan a ver eso. YO NO.

Una semanica más, agradecer los minutos que perdéis con éstas, mis #gilicrónicas. Espero que la disfrutéis. Y recordad: aprendizaje y agradecimiento, deben ir cogiditos de la mano.

¡¡Buen martes a tod@s!!

@disparatedeJavi

facebook.com/eldisparatedejavi

back to the future christopher lloyd gif

“¿Que tengo que volver otra vez a ver a Celso y Cristóbal?”
(wifflegif.com)

Comentarios

  1. dice

    La pija de Barcelona es el personaje más cargante de la televisión en años. El amigo Celso, genio y figura, va a llamar al bar “La zapatería de la Mancha” y cuando le preguntan el menú todo gallego. Digo yo que será la mancha de chapapote o algo así. Yo creo que este chico más que una enfermedad mental tiene algún tipo de adicción. Esos ojos descolocaos… En cuanto al ex-cocinero, pues eso, ex-cocinero y sorprendente como una persona que parece un cruce entre Neanderthal y Homo Atapuerquense pudo llevar un negocio de calidad. Yo no creo que el alcohol y la mala vida te puedan reducir a esos extremos si no hay base para ello.
    Saludos

  2. paco dice

    El Bipo está peor que el sonao del video que subimos a nuestro cansl de youtube ESTAFAMILY99 que por ciertobos invito a ver y me ayudeis a saber qyien es….

Trackbacks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *