Madrid y Barça, la mediocridad

Bonita tarde de fútbol la que se presentaba ayer con el duelo en el Calderón y el puerto de montaña de Villarreal. El Atleti hizo mucho más que el FC Barcelona para llevarse los tres puntos y el Villarreal no mereció la estocada definitiva tras ir 2-0 en el marcador. Real Madrid y culés dieron una nueva muestra de su juego esta temporada, un juego ramplón, displicente, cansino, aburrido, deslabazado … lo que viene siendo un coñazo infame ¡Bienvenidos una vez más a la Liga 16/17!

Mientras que los pupilos del Cholo pagaban su falta de acierto y esa flor del Barça tras dos rebotes, ésa que solo se le atribuye a entrenadores franceses rivales, el Real Madrid volvía a pisar un césped en estado catatónico. Todos los medios se hacían eco de la vuelta de la BBC. Los que creemos saber algo de esto ya sabíamos lo que veríamos. Fútbol, más bien poco.

Resultado de imagen de mathematics movie gif

A Lucho nunca le dejaban entrar a las clases “del Pep”.

Los partidos de Real Madrid y FC Barcelona parecen cada día más los disputados en un patio de colegio cualquiera. Balones que vuelan desde la defensa hasta los “más buenos de clase” y a esperar que su talento haga el resto. La circulación del esférico es cosa de perdedores. La contra es ahora el secreto de la victoria. El que quiera espectáculo que se pase al curling.

Luis Enrique, a lo suyo, querer ser un discípulo aventajado “del Pep”. La noche del sábado tuvo que pasar las horas con sudor frío e infusiones calentitas hasta inventar el 3-3-3-1 (o mutación parecida) con el que su equipo saltó al Calderón. Todos vimos el resultado. El análisis lo dejo para los culés que bastante tengo hoy con lo mío. Pero si al asturiano le gusta enredarlo todo con sus ataques de diseño gráfico, a Zidane le encanta cambiar lo que funciona mientras nos lanza un mensaje absolutamente contradictorio: “jugarán los que mejor estén” … ¡vete a contarle eso a Valdano!

Que Isco, Morata, Lucas, Nacho o el mismo Kovacic no formen parte más habitualmente del once inicial del Real Madrid es algo que responde única y exclusivamente a prioridades comerciales y egocéntricas. Imposible encontrar otra explicación, imposible. Anoche fue un ejemplo más de cómo al fútbol se juega con los peloteros. Kroos estuvo 60 minutos dando una lección de como dar pases de seguridad que no contribuyen a nada. Hasta que salió Isco. Entonces una y otra vez traspasaba líneas por el centro en esa dirección y con solo un pase el equipo avanzaba 15 metros. ¿Fácil, eh? El duende malagueño, IMPRESCINDIBLE en este equipo hoy día, volvió a dar una lección de criterio y peloteo. Es el único JUGÓN de los pelos a los callos que tiene la plantilla. El andaluz no es el único dañado por el sistema, dichoso sistema. Zidane dice saberlo. Ya, dudo que sabe el francés.

No quiero verter más bytes en lo que pienso de Sergio Ramos y su estado de forma hace muuuuucho. Bastantes he gastado y hastiado me hallo ante tanta indulgencia por varios cabezazos importantes. Poético me pongo. Tal vez si él no hubiese estado en esos partidos no habría hecho falta que sacara su “épica” para remontar sus defecaciones tácticas. Pero eso sería demagogia, para algunos. ¿Y Cristiano Ronaldo? Si ante el Nápoles jugó, y bien, por su posición de banda natural, contra el Valencia y anoche, Zidane volvió a incrustarlo entre los centrales rivales dejando a Benzema una y otra vez caer a banda. ¡Y dale! Volvía Bale, el galés de enorme zancada y torpeza conductora. Empiezo a pensar que si el “11” blanco, de verdad, tiene algo más que enseñarnos, no lo hará hasta que el portugués se marche del Real Madrid, como hizo con su país en la última Eurocopa. Algo como Neymar y su amiguísimo Messi.

El empuje y corazón de los tres españoles que saltaron al campo llevó a una victoria posiblemente no merecida del Real Madrid en el último suspiro. Otra más. Zinedine Zidane sigue empeñado en otorgar la gloria o desastre a un once tipo que posee de todo menos el equilibrio y actitud que no se cansa de repetir ante los micrófonos con esa sonrisa de cuñado cabrón. A pesar de haber salvado la salida de las charangas culés para celebrar el liderato, esta Liga pinta ser muy larga para los blancos si el gabacho continúa con su voluntad de hacer que el fútbol de su equipo sea cada vez más mediocre. Ojo avizor al Sevilla.

(Foto portada: somosinvictos.com)

@disparatedeJavi

Resultado de imagen de boring movie gif

¿Y esto es lo que dicen vendemos a los chinos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *