Barbacoa del Peretón, un clásico

Que la Venta del Peretón es un clásico de la gastronomía de Murcia es sabido por todos. Ahora, su Barbacoa, gracias a los currantes de Bar Taberna Ideas, se ha convertido en un must de los planes graciosos del año en La Comarca. Sin duda.

Venta Peretón Silvia Calavera - eldisparatedeJavi

(foto @silviacalavera)

Este sábado se celebró su tercera edición y mantuvo el mismo nivel casi en todos los estratos que las dos anteriores. Un ambiente de alegría y buen rollo te invade desde que entras. Todo está pensando para facilitar el bienestar del invitado, sobre todo ese carro de tiro repleto de hielo y quintos fríos, la primera estación. Sin duda se respira y se aprecia el trabajazo que Laura, Jose y compañía se meten entre barba y blusa para que todos disfrutemos. Y eso, siempre es de agradecer.

Pronto empezaba a desfilar la “salchicha y longaniza seca”, el morcón, el “blanco”, arroz con costillejas, las migas, morcillas, chorizo, mini pinchos morunos … una pasarela que ya la quisiera más de uno. Este año eché en falta que ese desfile tuviera una mayor continuidad. En las ediciones anteriores recuerdo regueros de bandejas que sin cesar nos llenaban los carrillos de pura satisfacción. El sábado la merienda me pareció algo “cortita” y mi amada sobrasada tardaba tanto en llegar que, por circunstancias, tuve que irme sin catarla. Tampoco vi esos tocinos que empapan el exceso de burbujas de todo un día pero, eso sí, me llevé al hogar la mejor torta de chicharrones de la galaxia. Imagino que uno de los (loables) objetivos es no desperdiciar comida y creo que se consiguió. Pocos platos con restos comestibles vi a mi alrededor.

 Otros que no hicieron su aparición este año fueron los hinchables para niños aunque, personalmente, no sabéis cómo lo agradezco. Se habilitó un nuevo espacio, separado del “mundo adulto” donde pudieran ellos jugar (tirando de imaginación, lo cual también me parece un acierto) pero integrados en el ambiente. Una especie de mini patio de guardería donde poder construir ellos su pequeño mundo y no correr peligro alguno.

Comida bien rica y tradicional, de nuestra tierra, música, aire libre, ambientazo sanote, organización, comodidad, profesionalidad, … una mezcla de ingredientes que hacen que desees que llegue la próxima y te acuerdes de la última durante mucho tiempo con una sonrisica.

En definitiva, el ansia sigue viva para la llegada de la cuarta edición que, me dijo un pajarito, quieren que sea bienal a partir de ahora. Esperemos que cambien de opinión y sigamos “pereteando” anualmente con los chicos de Bar Taberna Ideas, miembros de lo que para mi es esa #MurciaBonica que tanto necesito para seguir creyendo en lo que me rodea. Ni qué decir que el equipo del Peretón lo hace todo aún más sencillo con esa luz que llevan dibujada de principio a fin. De éstas, las que queráis. Gracias un año más.

(foto portada: Bar Taberna Ideas)

@disparatedeJavi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *